En Washington DC, los grandes cambios para los propietarios de armas en la capital de la nación impactarán a decenas de miles de ciudadanos respetuosos de la ley, muchos de los cuales no tienen idea de que se avecina el cambio.

El nuevo requisito para los propietarios de armas en el Distrito entra en vigencia en enero de 2014; todos los propietarios de armas registrados en DC deben volver a registrar sus armas de fuego dentro de los 90 días, y el incumplimiento podría significar el tiempo en la cárcel.

El requisito de reinscripción afectará a cualquier persona que haya registrado un arma de fuego en el Distrito desde 1976 hasta 2010.